Tomb Raider

Tomb Raider: Las aventuras de Lara Croft (Reseña)





Por: Raúl Armenta Asencio

Antes de empezar con esta reseña, tengo que confesar que nunca he jugado los videojuegos de Tomb Raider ni he visto la saga anterior, por lo que el lector no encontrará aquí una comparación que, de cualquier manera, sería inútil.

En esta nueva entrega de Tomb Raider (que, por cierto, promete ser una nueva serie), conocemos la historia de Lara Croft, una mujer independiente y vivaz que decide ir a buscar a su padre, el reconocido Lord Richard Croft, al lugar en el que desapareció, luego de enterarse que él era un importante arqueólogo y que quería ocultar un secreto que podría acabar con la humanidad. Al llegar a la costa de Japón, se encontrará con Mathias Vogel, quien está buscando lo mismo que Richard Croft fue a buscar años atrás, y que hará lo que sea para conseguirlo.

A pesar de sus situaciones inverosímiles (propias de una película de este tipo), Tomb Raider es una cinta muy entretenida, llena de acción y que mantiene al espectador al borde del asiento, esperando a ver qué va a suceder.

Pero esta versión tiene un atributo extra: es una historia que busca darle poder a la mujer, un personaje que no necesita de nadie para sobresalir y que aplasta a los hombres con tal de lograr su objetivo (aunque suene medio feminazi).

De esta forma, Tomb Raider no sólo nos invita a volver a explorar en la arqueología y descubrir los miles de secretos que rodean a nuestro planeta de los que aún no tenemos noticias; sino que también invita a las mujeres a ser independientes y hacer lo que haga falta por conseguir sus objetivos en un mundo dominado por los hombres.

No cabe duda, Tomb Raider: Las aventuras de Lara Croft es una cinta que todos los amantes del cine de acción y aventuras tienen que ir a ver, y también aquellos interesados en la arqueología y los secretos que existen en nuestro mundo.

Tomb Raider: Las aventuras de Lara Croft es una película dirigida por Roar Uthaug, con guion de Geneva Robertson-Dworet, Alastair Siddons y Evan Daugherty. Cuenta con las actuaciones de Alicia Vikander, Dominic West, Walton Goggins, Daniel Wu y Kristin Scott Thomas. La música es de Tom Holkenborg. Tiene una duración de 118 minutos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.