Quizás me quede mañana

Quizás me quede mañana (Reseña)





Por: Raúl Armenta Asencio

No lo dudé un momento. Cuando vi el nuevo libro en español del italiano Lorenzo Marone, Quizás me quede mañana, lo compré. Ni en el precio mi fijé, ni me esperé a que la editorial me lo mandara. Marone robó mi corazón desde la segunda página de su primera novela publicada en nuestro idioma, La tentación de ser felices.

Ahora, a lo largo de 363 páginas, Marone nos presenta la vida de Luce di Note, una abogada a quien le encargan demostrar que una mujer es una mala madre para quitarle a su hijo. Mientras tanto, ella piensa en irse de su ciudad natal, Nápoles, y dejar a su madre, su padre que desapareció cuando ella era niña y a toda la mierda de vida que tiene, atrás.

También es muy interesante la forma en que el autor concatena las capas emocionales de los distintos personajes, demostrando que todos tenemos nuestros problemas, y que la única forma de acabar con ellos es afrontándolos, no huyendo de ellos.


Quizás me quede mañana, al igual que La tentación de ser felices, es una parábola sobre la felicidad en los pequeños momentos cotidianos, esos que se nos pasan de largo por estar pensando en lo miserable que es nuestra vida. Un libro que, sin ser de superación personal, nos invita a tener una pluma a un lado para subrayar todas las frases que luego nos podrán sacar de un mal día.

Así mismo, aunque es un tanto pesimista, la descripción que Marone hace de Nápoles, ciudad en la que él mismo vive, nos invita a visitarla, lo que le da un plus al libro. Quizás me quede mañana es una de esas lecturas que nos mantienen con una sonrisa durante todo el libro.

Lo que sí, si el lector busca una lectura chistosa, como la fue La tentación de ser felices, aquí no la encontrará. El libro es muy bueno, muy entretenido y está muy bien escrito, con un lenguaje sencillo y poético a la vez, pero no es una lectura cómica.

Quizás me quede mañana es un libro escrito por Lorenzo Marone, publicado por Harper Collins México. Cuenta con 363 páginas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.