Andy Killer Boy

Andy Killer Boy regresa a la música





Texto: Marcela Gutiérrez Blanco / Imagen: Cortesía

Con lentes oscuros, cadena de oro en el cuello y un paliacate negro con figuras blancas que envolvía su frente para dejar relucir sus cabellos alborotados, el reguetonero chileno Andy Killer Boy recibió a la prensa tapatía dentro del hotel Ejecutivo Express Guadalajara.

Durante la tarde de aquel día, el artista contó su trayectoria interrumpida tanto como cantante como deportista de hockey; las razones por las que retomaba el gusto por crear materiales de reggaetón y su visita a México, país en el que le gustaría vivir por su gente y las formas en que se relaciona con la potente cultura.

Andy Killer Boy, entre adornos, fotografías que tomaba su representante y huéspedes que lo observaban curiosos, reconoció sus principales influencias musicales como Wisin, Daddy Yankee, Pitbul y Nicky Jam, artistas que llegaron a los primeros lugares dentro de las listas de los más escuchados de las radios comerciales.

Siempre tuvo un gusto por el hip hop y el rap, pero cuando se creó el movimiento del reggaetón, según Andy Killer Boy, los raperos que lo interpretaban tenían una pista más bailable, más latina, aspecto que le gustó más por ser dinámico y entretenido para la gente. Desde ahí se involucró con ese género de por vida.

Para el chileno, el reggaetón es una mezcla de fusiones alternativas que se encasillan en el bit, como la batería que suena, pero que cuenta con una gran producción de por medio. Por esta razón, en su nuevo disco se enfoca en meter sonidos brasileños, latinos, cubanos y percusiones con sonidos más frescos.

Aunque considera que el reggaetón es una alternativa a la música y se disfruta en todo momento, también considera que no es la esencia de su país Chile, ya que cuenta con una tradición rockera muy fuerte, como Los prisioneros, Las jaibas y Los Ángeles Negros.

Andy Killer volvió a la música gracias a la gente que quería algo nuevo de él. “Eso es el artista, si no hay un público que no genere una recepción con él, no hay artista”. En palabras de Andy Killer Boy, “hoy en día uno ve en Instagram a otros reaggetoneros que suben fotos en mansiones, pero yo creo que eso se los da la gente; la gente apostó por ti, la gente te paga con amor, y es así. Sin la gente no hay nada”.


¿Quién es Andy Killer Boy?

Andy Killer Boy partió por el 2003 cuando empecé a hacer mis primeros pasos en la música después de una frustrada carrera deportiva. Tuve muchas lesiones en el roller hockey y hockey en hielo. Tras regresar de Finlandia a Chile, creé a Andy Killer Boy (Andrés, su nombre, Killer, por goleador del área).

Luego de estar en Chile y grabar dos canciones, llegaron amigos de un productor de televisión chileno que me invitó a participar en un programa que en ese tiempo marcaba 65 puntos de rating, era muy potente y salían de ahí futuros artistas.

Después de ese paso por el programa de seis meses, al que decidí renunciar para no ser una vitrina, me fui a Viña del Mar y en una discoteca de ahí me vio un busca talentos de Emmy Music y me dijo que quería mis canciones y mi producto, en ese entonces, recién llegaba el reggaetón a Sudamérica.

Al pasarle mis temas, me comentó que quería firmar conmigo Emmy music. Cuando firmé con la empresa iniciaba la transformación digital así que grabamos 10 canciones y un videoclip, pero no pudimos sacar el disco porque la compañía en Sudamérica quebró. Sin embargo, vendieron mi canción “Bling bling” a Sony Music y la metieron a una telenovela del canal más importante de Chile. Por lo menos salió esa canción en un disco físico, pero por parte de Sony.

Me quede un poco estancado al ver que en cinco años mis sueños no se realizaron, mi carrera se detuvo ahí.  Mientras explotaba el reggaetón, yo no podía hacer nada.

Cuatro años después, inicié un proyecto con un nuevo estudio, nuevo material más crudo que lo que había sido el primer disco -una mezcla de estilos que la compañía decidió hacer- y pudimos abrir el concierto de Wisin y Yandel en Santiago, en frente de 100 mil personas, súper potente, nos fue increíble.

Luego, salió la posibilidad de mostrar la música y venir por primera vez a México mediante un amigo de Alexis Fuentes que tiene mucho tiempo en esto, por lo que me ayudó a enseñar mi música en Televisa. A los tres meses, me llamaron para tocar en el concierto de Nigga, quien estaba a punto de ganar los tres Grammys, y fue quien entró más potente al reggaetón en México.

Lo malo de esto es que yo en ese momento no tenía algún representante y por esa razón no pude exponer mi música y tuve que regresar a Chile.

Después de unos pasos por Argentina, promociones por Bolivia, tocamos con algunos importantes como Jowell y Randy y en un show de Nicky Jam, y así me fui hasta que tuve que abandonar un poco la música.  Retomé el deporte, estuve por la selección de mi país, pero ahora tengo un reencantamiento de creatividad y comencé a desarrollar un producto nuevo con el cual tengo ya cinco canciones.

Gracias a Alexis Fuentes, regreso a México con la intención de mostrar tres temas. Así que aquí estoy, creando el disco en paralelo el cual quiero sacar entre enero o febrero, y vamos a grabar el videoclip.

Mientras tanto tengo un videolyric en el canal de youtube de Andy Killer Boy, pueden seguirme también en las redes sociales como Instagram. Para los promotores interesados en contratar fecha está andykillerboy@gmail.com. Esperamos volver con más sorpresas en enero o marzo.

¿Hasta dónde quieres llegar con tu carrera y tus canciones?

Hasta donde el Señor me lo permita, creo que cuando has estado arriba y abajo aprendes a disfrutar los momentos que te da la vida, una entrevista hoy hay que disfrutarla y no pedir nada a cambio. Quizá mañana no nos vaya como esperábamos, pero estos momentos hay que disfrutarlos. Sigo entusiasmado con este proyecto, espero que tenga una buena recepción.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *